jueves, febrero 26, 2009

Sumisión

Parece que me esquivas pero en realidad todo el tiempo me buscaste. No sé porque lo hice solo se que necesite de la tibieza de tu aliento para olvidarme de eso que yo también necesitaba esquivar.

1 comentario:

Nath dijo...

Dame Señor
(...)
Un corazón fuerte, que ninguna pasión esclavice.
(...)
Así sea.